Aplicaciones y ejecución de la nueva regla de marketing

Varios líderes pertenecientes a la SEC debatieron hoy en un seminario público algunas de las interpretaciones y aplicaciones de la nueva regla de marketing.

La fecha de cumplimiento de la nueva regla de marketing para asesores de inversiones, la Regla de la Ley de Asesores 206(4)-1, fue el 4 de noviembre. En un seminario de cumplimiento organizado hoy por la SEC, los panelistas explicaron algunas de las aplicaciones de la nueva regla y qué buscará la SEC con su implementación.

La nueva regla de marketing dice que cualquier comunicación dirigida a una o más personas que hable de
rendimiento es una publicidad y está sujeta a la Ley de Asesores de Inversión de 1940. Si la
comunicación contiene información sobre un rendimiento hipotético, entonces es publicidad, aunque se dirija a una sola persona.

Christopher Mulligan, asesor sénior de fondos privados de la División de Exámenes de la SEC, explicó durante el seminario que los asesores deben tener cuidado con la exención relativa a las comunicaciones de persona a persona. Si un asesor envía esencialmente el mismo mensaje a varias personas de a una por vez, es probable que esa comunicación se considere publicidad, como si se hubiera enviado a muchas personas en simultáneo. Enviar una comunicación similar a una persona a la vez no es un vacío legal en la disposición.

Bao Nguyen, copresidente de la práctica de la industria de inversión y jefe de la Práctica de Asesores de Inversión Registrados de Kaufman Rossin, empresa certificada de contaduría pública y asesoramiento, dice que la regla está diseñada para eximir las comunicaciones personalizadas de persona a persona. La exención para los materiales enviados a una persona está diseñada para permitir materiales únicos que solo se aplican a un cliente en particular, no para ser una solución alternativa a la regla.

La regla dice además que cualquier anuncio que contenga información sobre el rendimiento bruto debe mostrar también información sobre el rendimiento neto.

Christine Schleppegrell, jefa en funciones de la división de fondos privados de la División de Administración de Inversiones de la SEC, explicó que las publicidades de rendimiento tienen un alto potencial de engañar a los inversores, y que dar información sobre el rendimiento bruto es engañoso, ya que no muestra el verdadero rendimiento que puede esperar un inversor.

También se refirió a la acusación de que "rendimiento", por tener muchas métricas, puede ser una palabra ambigua. Recomendó a los asistentes al seminario virtual considerar el razonamiento en el que se basa la regla y dijo que los actores deben preguntarse si las métricas de rendimiento que ofrecen conllevan el riesgo de engañar a los inversores que la SEC intentaba resolver con esta regulación.

Robert Baker, director adjunto de la unidad de administración de activos de la División de Ejecución de Boston, explicó que muchas de las disposiciones de la regla se limitan a codificar y explicitar normativas que antes solo existían como jurisprudencia. Un ejemplo que aportó fue la idea de seleccionar períodos de tiempo "por conveniencia" o utilizar intervalos de tiempo de rendimiento dudoso que exageran el rendimiento esperado de los activos mediante la elección de una fecha de inicio y final más favorable para el asesor.

Según Nguyen, un anuncio debe incluir datos de rendimiento en intervalos de 1-, 5- y 10- años
según la nueva regla, en la medida en que los datos estén disponibles para esa cartera, y no intervalos elegidos por el asesor. Esta especificidad está pensada para facilitar a la SEC la ejecución de acciones contra esta metodología.

Baker también explicó que la regla de marketing modificada requiere que los asesores puedan justificar
las afirmaciones fácticas realizadas en sus materiales de marketing. Se trata de una "gran herramienta de aplicación", dijo, porque desplaza la carga de la prueba de la SEC (demostrar que una cifra es errónea podría ser un desafío si el asesor no mantuvo registros adecuados) al asesor, que tiene que, a petición de la SEC, proporcionar pruebas de que la afirmación es verdadera.

Nguyen agrega que ciertos hechos conocidos o información pública, como el rendimiento del promedio industrial Dow Jones, no son aplicables en este caso. En cambio, la SEC está interesada en las afirmaciones fácticas basadas en información privada o menos conocida. Esto es importante para los encargados de los registros de las empresas de asesoramiento, ya que ahora deben mantener los datos y otros documentos que justifiquen las afirmaciones hechas y ponerlos a disposición de la SEC cuando los solicite.

Nguyen pone como ejemplo a un asesor que afirma haber administrado anteriormente $50 mil millones en otro puesto. Dado que esta afirmación podría ser engañosa si el administrador en realidad tenía un rol de nivel medio como parte de un equipo más grande, ese asesor debe mantener registros que muestren que fue el administrador principal de esa cartera y proporcionarlos a la SEC si se lo solicita.

Baker continuó explicando que un fondo podría tener que retirar o cambiar un anuncio si un administrador de cartera
se va, incluso si ese administrador no fue mencionado en el anuncio, acción que la SEC no podría
haber llevado a cabo antes de la entrada en vigor de la regla enmendada.

En otras palabras, según Nguyen, si una empresa tenía un CIO que tomaba decisiones de inversión y su cartera tenía un buen rendimiento, cuando ese CIO se traslada a otra empresa, la empresa inicial ya no puede hacer publicidad basada en esos datos de rendimiento. Podría inducir a los inversores a pensar que pueden esperar los mismos rendimientos a pesar de que la administración es otra. Para utilizar esos datos en un anuncio, debe informar que el CIO ya no está, lo que puede afectar a los rendimientos futuros.

Mulligan, al resumir el enfoque que deben adoptar los asesores para cumplir con la normativa, dijo que no hay atajos y que "la mayoría de los asesores van a tener que examinar detenidamente sus materiales".

Nguyen está de acuerdo y dice que la SEC buscará políticas y procedimientos específicos de cumplimiento, y que la ausencia de tales políticas es algo "fácil de conseguir" para la acción de aplicación de la SEC.

Lea el artículo completo en Plan Adviser.


Bao Nguyen, CAMS, CFE, CRCP, es socio, agente bursátil y líder de RIA, Servicios de Asesoría de Riesgos de Kaufman Rossin, una de las 100 principales empresas certificadas de contaduría pública y asesoramiento en EE. UU.